Las manos dicen mucho de nuestra imagen y de quiénes somos y a veces no les damos la importancia que merecen. Por eso te presentamos estos consejos para que luzcas unas uñas sanas y bellas.

Y es que, por lo general, nos preocupamos mucho por el cabello, la piel y por cómo lucir un maquillaje perfecto; pero muchas no consideramos que las manos son uno de los elementos más visibles de nuestro cuerpo.

Si te identificas con esto, aquí te dejo unos tips superfáciles que no requieren mucho tiempo para lucir unas uñas sanas y bellas, sin importar qué tan cortas o largas te guste usarlas.

Simplemente es cuestión de ponerle actitud y ser práctica pero constante, para que esta tarea se convierta en una rutina fácil de realizar.

consejos para uñas sanas y bellas

Cómo tener uñas sanas y bellas

Hidrátalas

Aplica por la mañana y por la noche una crema hidratante en tus manos y asegúrate de también humectar ¡las uñas! No olvides hacerlo dando un ligero masaje; esto ayudará a que relajes tus músculos, actives la circulación, y con ello ayudes a que tus uñas crezcan más fuertes y sanas.

Si son demasiado débiles, puedes hidratarlas remojándolas durante 10 minutos en aceite de oliva 2 veces por semana.

Ya verás que pronto empezarás a ver resultados. Poco a poco notarás cómo tus uñas se fortalecen y dejan de ser tan quebradizas.

Cuida tus cutículas

Un error que muchas veces cometemos al momento en que notamos el crecimiento de las cutículas es cortarlas por completo, y no sólo eso, sino que muchas veces lo hacemos en seco, sin ninguna hidratación.

Mucho ojo: esto no nada más te provocará ardor e irritación, sino que le estarás abriendo la entrada a un sinfín de hongos y bacterias que pueden derivar en terribles infecciones.

Para evitar que suceda, lo más recomendable es aplicar aceite ablandador de cutículas, o incluso aceite de oliva. Esto te permitirá empujarlas fácilmente hacia adentro.

Una vez ablandadas, y con ayuda de un removedor de cutículas, podrás darles mejor forma para que sólo cortes los sobrantes, sin eliminarlas desde abajo.

Protégelas

Por lo general, cuando pensamos en cuidar nuestras uñas en realidad lo que muchas queremos proteger es el esmalte, y hacemos de todo para que no se nos vaya a rayar.

A lo que nos referimos con protegerlas es evitar daños a las uñas mismas. Para lograrlo es muy recomendable que uses guantes cada vez que realices tareas de limpieza, pues el agua, detergentes, cloro y otros productos químicos no son los mejores aliados para cuidar nuestra piel en general.

Aliméntate sanamente

Bien dicen que somos lo que comemos, y aunque no lo creas, las uñas son uno de los reflejos más evidentes de todo lo que entra y sucede en nuestro organismo.

Por ello, si tus uñas son muy frágiles y se rompen fácilmente, es momento de que comiences a revisar muy bien tu alimentación.

Para fortalecer nuestras uñas, los especialistas recomiendan consumir alimentos ricos en vitamina A, E y B, así como aquellos con gran contenido de Zinc y Omega 3.

Aquí te dejo una lista de los alimentos que son clave para ayudarte a lucir unas uñas de ensueño, muy fuertes, sanas y con brillopimientos rojos, zanahorias, levadura de cerveza, tomates, calabazas, espinacas, acelgas, brócoli, salmón, linaza, nueces y las frutas en general.

Es muy importante que estés pendiente si observas cualquier cambio que ocurra en tus uñas, ya que cualquier alteración ya sea en su forma o textura, puede ser una alerta que te esté avisando de la presencia de algún problema de salud.

No abuses del esmalte

Nuestras uñas también necesitan respirar, así que no abuses asfixiándolas.

Si acostumbras aplicarte esmalte, utiliza una base protectora debajo de éste: ayudará a que tus uñas no se afecten tanto, pues los óxidos que contienen los esmaltes le impiden a nuestras uñas transpirar de manera natural.

Lo ideal es que las dejes descansar del esmalte al menos una semana al mes y 1 o 2 días entre cada cambio de esmalte.

Así mismo, de preferencia despinta tus uñas con removedores de esmaltes sin acetona -son los óptimos- pues son más amigables con la piel.

aprende a tener uñas sanas y bellas

Un tip importantísimo: no te muerdas las uñas. Si lo haces, tus manos no lucirán bonitas y te darán una imagen descuidada. ¿Sabías que la saliva evita que tus uñas crezcan saludables?

Mejor prefiere cortarlas. Igual que el cabello, una práctica muy saludable es cortar tus uñas regularmente (aunque sólo sean las puntas). Luego repásalas con una lima para que luzcan muy parejas y retocadas.

Y mi máxima recomendación: mantén tus uñas siempre limpias.

Si te gusta ir al salón, ¡perfecto! Ve y disfruta de un manicure como mínimo una vez al mes, pero si no tienes el tiempo, o el presupuesto, todos estos son tips que puedes aplicar en casa.  Anímate y no lo pienses más… comienza a tener unas uñas sanas y bellas.

Por: Denise Kusher (autora en Tuiris.com)

Autor: Tuiris.com

Somos una comunidad digital con soluciones para tu vida diaria. Nuestro contenido es corto, fresco y fácil de digerir. Nuestro propósito, conectar contigo de una manera divertida pero con profundidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *