Asume tu responsabilidad y toma el control de la situación al 100 %

Hay jefes buenos y jefes malos. Jefes que son líderes y jefes que sólo son jefes. Cuando observamos en la televisión a dirigentes insensibles, regañones o negligentes pueden parecernos divertidos; pero cuando nos topamos con ellos en el trabajo de todos los días ya no parece cosa de risa.

Con el artículo 7 tips para sobrevivir a un mal jefe supimos que las personas pasan en promedio 19.2 horas a la semana preocupadas por lo que “dicen” o “hacen” sus superiores.

Hay más cifras: de acuerdo con un estudio de la Asociación Americana de Psicología, para 7 de cada 10 estadounidenses el aspecto más estresante de su trabajo es su jefe inmediato. En México, de 1500 profesionistas encuestados, el 68 % respondió a OCCMundial que en sus empleos había poco o nulo reconocimiento por su desempeño –aspecto esencial para impulsar la productividad laboral.

¿Cómo lograr una sana relación con estos mandos?

Hay tres elementos clave que no debes perder de vista:

Sinceridad

Por naturaleza, los humanos percibimos cuando alguien finge admiración. Entonces, ¿para qué hacerlo? En vez de mostrar un entusiasmo exacerbado cada que te encuentres con un alto mando, busca una cualidad que en verdad quisieras aprender y emular de ellos. Así podrás acercarte a estos empleados con un interés genuino y se notará en tu comunicación.

Cumplimiento

Evita problemas: si te comprometes a entregar un trabajo en un plazo determinado, hazlo; si propones una tarea, llévala a cabo tal y como la planteaste. Si no has cumplido con tu palabra en el pasado, admítelo y comienza a generar confianza. Siendo transparente en tu forma de hablar y actuar ganarás certidumbre.

Límites

La gente respeta a las personas sinceras que son capaces, incluso, de decir “no” cuando algo sale de sus posibilidades. Ya lo decía Gabriel García Márquez: “Lo más importante que aprendí a hacer después de los cuarenta años fue a decir ‘no’ cuando es ‘no’”.

No valen los todolopuedo ni tampoco los nopuedonada. Encuentra un punto medio para buscar nuevas oportunidades de trabajo y reconocimiento profesional sin dejar de lado tu vida personal.

Conoce las 9 personalidades que más mal caen en el trabajo.

8 formas de ganar el respeto de tu jefe

La infografía que encontrarás abajo fue elaborada por la Universidad Tecnológica Latinoamericana en Línea (UTEL). Con su experiencia en el desarrollo de profesionales, muestra las actividades que todo empleado tiene a su alcance para ser valorado por su(s) jefe(s). La finalidad: que tu esfuerzo se vea reflejado en un aumento salarial o un ascenso laboral.

Autor: Marco Vargas

Editor y aspirante a lector de peso completo.

4 opiniones para “8 formas de ganar el respeto de tu jefe”

    1. Sólo faltó algo: “hazlo por >10 años”. Me parece insultante que esto sea la recomendación de una Universidad para los muchachos… y más aún que nunca se hable de como ser un buen jefe… por supuesto se requiere que el empleado quiera ser un buen empleado… pero eso sólo pasará si el jefe genera las condiciones ideales para que el empleado se siente motivado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *