Después de varios meses de cuarentena, y con solo las actividades esenciales funcionando, este 29 de junio inicia el semáforo naranja en varias partes del país, pero, ¿qué significa esto?


Para poder realizar un regreso a actividades ordenado y disminuyendo los riesgos de contagio, se ha implementado el sistema de Semáforo de riesgo epidemiológico, que consiste en monitorear la situación para poder cambiar de fase o color en el semáforo.

Semáforo rojo:
Solo se permiten las actividades económicas esenciales.

Semáforo naranja:
Actividades económicas esenciales y se permitirá que más empresas y sectores no esenciales reanuden actividades, pero únicamente con el 30% del su personal y siguiendo los lineamientos de salud e higiene. Se prioriza al grupo de personas vulnerables.

Semáforo amarillo:
Todas las empresas y sectores retoman labores, poniendo especial atención a grupos vulnerables. Espacios públicos con aforo reducido. Continúan medidas de prevención e higiene.

Semáforo verde:
Todas las actividades están permitidas, incluidas las clases presenciales.

¿Por qué semáforo naranja?

De acuerdo con las reglas establecidas, para poder pasar a color naranja, es necesario cumplir con factores como ocupación hospitalaria menor al 65% y dos semanas o más que muestren una tendencia a la baja.

Al 30 de junio de 2020, la Ciudad de México tiene una ocupación hospitalaria del 57% y desde el 8 de junio está ha presentado una disminución.

Es por esto que entre las entidades que darán inicio al semáforo naranja se encuentra la CDMX, y éste es el calendario para la apertura de sectores y negocios:

29 de junio.
Trabajadores del hogar, espacios y actividades deportivas (individuales) al aire libre y comercio al menudeo.

30 de junio.
Reapertura del Centro Histórico con un programa especial.

1 de julio.
Los restaurantes abren sus puertas al público al 30% de su capacidad  o 40% en el programa “Ciudad al aire libre”; los hoteles hasta el 30% de su capacidad.

2 de julio.
Mercados sobre ruedas, tianguis y bazares.

3 de julio.
Abren estéticas, peluquerías y salones de belleza.

6 de julio.
Tiendas departamentales y centros comerciales reanudan actividades al 30% de capacidad.

¿Cuáles son las medidas durante el semáforo naranja?

Pese a que se reabren algunos negocios, el riesgo de infección sigue latente, por lo que se debe continuar con todas las medidas de prevención:

Mantener la sana distancia (1.5 metros).
Uso de cubrebocas.
Lavado de manos con agua y jabón.
Utilizar gel antibacterial al 70%.
Utilizar careta o googles (en caso de ser posible).

De hecho, ahora que la afluencia de personas puede incrementar es cuando más cuidadosos debemos ser con estas medidas, por lo que es importante que las sigamos y evitemos salir a menos que sea necesario.

¿Qué actividades todavía no se reanudan?

semáforo naranja

¿Qué necesitamos para entrar a semáforo amarillo?

Para esto será necesario que la ocupación hospitalaria sea menor al 50% y la tendencia a la baja se mantenga por 2 semana; y mucha, mucha disciplina de nuestra parte.

¿Qué medidas tomarás tú durante el semáforo naranja?

Autor: Verónica González

Escribo porque ser Maestro Pokémon no era una opción. Cualquier parecido con la ficción, es mera realidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *