¿Por qué escribir el objetivo en un currículum nos cuenta más trabajo que todo lo demás? ¿Realmente es necesario escribirlo? ¿Tengo que escribir un objetivo diferente para cada puesto al que me quiero postular? Resolvemos todas tus dudas aquí. 


Lo primero que debes saber es que el objetivo profesional no es lo mismo que el perfil profesional.

María Oriza Cedrún, responsable de Comunicación de Spain Business School, define el perfil profesional como “la descripción que hacemos del conjunto de capacidades y habilidades que nos identifican junto con la formación que hemos recibido o que estamos cursando”.

Mientras que el objetivo profesional se refiere a nuestra meta profesional, a nuestras expectativas de futuro, hasta dónde queremos llegar hablando de trabajo.

Entendamos que el propósito del currículum vitae es explicar lo más relevante de nuestra trayectoria laboral. Sin embargo, también suele ser necesario dar una breve explicación de hacia dónde van nuestros siguientes pasos y cómo vamos a llegar hasta allí.

A pesar de que la experiencia laboral y la formación académica suelen ser los principales focos en un CV, es importante dar un cierto contexto sobre tu visión laboral, así el reclutador puede resolver todas las dudas posibles sobre este antes de la entrevista.

Importancia del objetivo en el currículum

Aunque las empresas puedan tener una idea de tus preferencias profesionales por tu currículum, nunca sabrán a ciencia cierta a quién están contratando.

Es por esto que el objetivo profesional en el currículum les puede dar una idea de las funciones que serás capaz de desempeñar si te contratan.

Si explicamos nuestros objetivo laboral estaremos dando ciertas pistas a nuestro futuro jefe.

Por ejemplo:  “Uno de mis objetivos profesionales a largo plazo en su empresa es la promoción interna, pudiendo ascender de puesto e incluso dirigir un departamento.” 

Cómo redactar el objetivo en un currículum

Previo a redactar el objetivo, tenemos que conocer qué busca la empresa y si estamos “alineados” con ella.

A la hora de redactar el objetivo en un currículum, debes hacerlo poniéndote en el lugar del reclutador, ya que, si tus objetivos no están bien definidos o transmiten dudas, darás impresión de poco interés en mantenerte en la empresa.

Involucra a la empresa de alguna forma y no redactes solo en pronombre posesivo:

“Mi desarrollo profesional”, “mis metas a corto plazos”, “ampliar mis conocimientos”…

Cámbialo mejor por:

“Colaborar con”, “orientar los esfuerzos a”, etc.

También te recomiendo colocar el objetivo profesional al principio, ya que lo que primero van a ver son tus datos personales y acto seguido por qué queremos ocupar ese puesto y todo lo que podemos aportar.

Por último, el objetivo profesional debe ir adaptado al puesto al que te quieres postular, y las cualidades y aptitudes que destaques de ti mismo deben ir de acuerdo con éste.

Si no conoces las características y funciones del puesto, al menos intenta adecuarlo al tipo de compañía a la que te diriges, o incluye algún elemento que sea específico de esa clase de empresa o sector.


Puede interesarte: Habilidades personales que debes colocar en tu CV, ¡los reclutadores las aman!


Escribir el objetivo en un currículum no es tan difícil, sólo debes tener en claro tus aspiraciones laborales y explicar cómo encaja el puesto al que aspiras en ello. ¡Inténtalo!

Autor: Itzarih Sánchez

Si escribir mata de hambre, quiero morir como J. K. Rowling.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *